Y finalmente Amanda Knox ¡es inocente!

Roma, sábado 28 de marzo (AFP) – Finalmente la joven estadounidense Amanda Knox no fue condenada, tampoco su novio entonces  -de origen italiano- Raffaele Sollecito, llevando a su fin a la larga historia judicial bañada de sentencias contradictorias, a causa del asesinato de una joven británica en 2007.

 Amanda Knox
Fotos: STEPHEN BRASHEAR / GETTY IMAGES NORTH AMERICA / AFP

La justicia italiana concluyó que Amanda Knox y Raffaele Sollecito no fueron los autores del homicidio de Meredith Kercher.

Amanda Knox y
Foto: FILIPPO MONTEFORTE, TIZIANA FAB / AFP

Esta decisión sorprendente, tras un proceso en primera instancia, dos en apelación y una primera decisión del Tribunal Supremo, fue recibida con alivio por la joven estadounidense.

Así se expresa Amanda Knox:

A todo esto, Amanda Knox dijo: “Me siento muy aliviada y agradecida por la decisión del Tribunal Supremo italiano”. “Saber que yo era inocente me dio fuerzas en las horas más sombrías”.

Amanda Knox
Fotografía de Amanda Knox en 2011. Kevin Casey / AFP

Amanda Knox actualmente reside en Seattle (Estados Unidos) desde que fue absuelta en una primera ocasión en el año 2011. Un abogado de ésta dijo:

“Esto va más allá de mis expectativas más locas. Estoy muy contento por Amanda, recuperará al fin su vida, siempre clamó su inocencia”.

La abogada de Raffalele Sollecito, Giulia Bongiorno, saltó, literalmente de su silla, cuando escuchó el fallo, cayendo en los brazos de su colega Carlo Dalla Vedova, otro defensor de Amanda Knox, antes de llamar a su cliente por teléfono.

“Está en su casa con su padre y está muy contento”, añadió ante algunos periodistas.

La madre de Meredith Kercher, dijo…

Arline Kercher -desde Londres- dijo estar “sorprendida y conmocionada” por la resolución final de la justicia italiana.

El miércoles, en la primera audiencia, la acusación requirió al tribunal que confirmara definitivamente sus dos condenas.

Redacción

La nueva forma de decir las cosas

© digo - Av. San Martín #236, Santo Domingo, República Dominicana.