Publicaciones

En quiebra campo de golf de Donald Trump

En quiebra campo de golf de Donald Trump

San Juan, 13 jul (dpa) – Un lujoso campo de golf propiedad del magnate y aspirante a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, se declaró en quiebra en Puerto Rico, con deudas que sobrepasan los 78 millones de dólares.

Según indicó hoy la web del diario local “El Nuevo Día”, Trump International Golf Club Puerto Rico, que está ubicado en el municipio de Río Grande, en el noreste puertorriqueño, acudió a la Ley de Quiebras en busca de protección de sus acreedores.

La petición se hizo bajo Coco Beach Golf & Country Club S.E. en la corte de federal de quiebras en San Juan, indica el diario.

En la petición, además de la deuda de 78 millones de dólares, se informa que la propiedad cuenta con activos valorados en sólo 9,2 millones.

Leer: Los Simpsons se burlan de Trump

El principal acreedor de la empresa en quiebra es el Fondo de Desarrollo para el Turismo, que está adscrito al Banco Gubernamental de Fomento de Puerto Rico, y la deuda es de 32,6 millones. Este fondo se creó para ayudar en el financiamiento de desarrollos turísticos.

Este proyecto se inauguró en el año 2004 bajo el nombre de Coco Beach Golf & Country Club, por una empresa local, Empresas Díaz, que en 2008 entró en un acuerdo con Trump para rebautizar la propiedad con el nombre del ahora candidato a la presidencia de Estados Unidos por el Partido Republicano.

Cuando se anunció este acuerdo en 2008 se dijo que el magnate habría de invertir en Puerto Rico cerca 600 millones y que se desarrollaría allí un exclusivo proyecto “residencial y recreativo”.

Se dijo entonces que el complejo contaría con 500 residencias: las Trump Golf Villas, con valores por sobre el millón de dólares.

Ese proyecto nunca se materializó y hoy lo que existe en el área es una lujosa casa club de 4.273 metros cuadrados para jugadores de golf y 1.000 acres de terreno.

Este campo de golf fue muy popular para muchos torneos locales y más recientemente para la parada del PGA Tour en la Isla, el llamado Puerto Rico Open.

Tras sus recientes expresiones ofensivas contra los migrantes mexicanos a Estados Unidos, el reconocido cantante puertorriqueño Ricky Martin canceló el torneo que, para recaudar fondos, habría de celebrar allí la fundación que lleva su nombre y que se dedica a combatir la trata humana.

Redacción

La nueva forma de decir las cosas